Log In

Columna Estado

TIEMPOS MODERNOS

Pin it

Por JAIME LUIS BRITO / MASEUAL

 

Las personas desaparecidas

 

Cuernavaca, Morelos, México, 27 de febrero de 2017.-   La desaparición de 43 jóvenes estudiantes de la Normal Rural Raúl Isidro Burgos ubicada en Ayotzinapa, Guerrero, cumplió 41 meses, sin que hasta el momento exista certeza de qué fue lo que ocurrió y todo parece indicar que la mayoría de los detenidos son peces pequeños o simplemente, sus procesos son circunstanciales. En cualquier país democrático este solo hecho hubiera provocado hace mucho que las más altas autoridades renunciaran. En México, el gobierno federal dijo: “Ya supérenlo”.

La desaparición de estos jóvenes es una herida abierta que todavía no encuentra justicia. Pero lo peor de todo, es que la desaparición de estos jóvenes ocurrida en Iguala el 26 de septiembre de 2014, es sólo uno de los miles de casos de personas desaparecidas en los últimos 12 años. Según las cifras oficiales que publica el Registro Nacional de Datos de Personas Extraviadas o Desaparecidas del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, hay más de 30 mil personas desaparecidas en el país, aunque los familiares de los afectados por este crimen aseguran que las cifras podrían ser al menos del doble.

El registro de personas desaparecidas se divide en un recuento de las denuncias que existen e investiga la justicia federal son mil 161 al 31 de diciembre de 2017. De ellas, 970 denuncias corresponden a hombres y 191 a mujeres. Por nacionalidad, son 981 mexicanas, 167 extranjeras y 13 de las que no se especifica. Además cuenta con una tabla en la que se pueden observar las edades más recurrentes de las investigaciones a nivel federal, siendo de 15 a 39 años donde las cifras se cargan más con 666 casos, que representan el 57 por ciento.

Las desapariciones que investiga la justicia federal se registran destacadamente en Guerrero donde han ocurrido según estos datos 347 desapariciones, le siguen Veracruz, con 202; Tamaulipas, con 132; Michoacán, con 51 y la Ciudad de México con 50 casos cada una. Morelos registra 18 casos sólo del fuero federal. En esta tabla, Colima y Campeche registran un solo caso. El único estado que no aparece en las cifras es Baja California Sur.

Pero la cifra se dispara en cuanto a la justicia del fuero común, es decir, los casos que le toca atender a los estados del país. Ahí los datos se disparan a 33 mil 513 casos, de los cuáles 24 mil 722 son hombres y 8791 mujeres. En cuanto a la nacionalidad, 31 mil 295 son mexicanas, 197 son extranjeras y en 2 mil 21 casos no se especificó la nacionalidad. Respecto de la edad, la gran mayoría de las personas desaparecidas se concentran más o menos en los mismos rangos de edad entre 15 y 39 años, siendo 20 mil 407 personas, correspondiente al 60.89 por ciento del total.

Pero los casos se multiplican. Recuerde que sólo son cifras oficiales. La verdad es que miles de familias continúan recibiendo la misma estúpida respuesta de las autoridades cuando se acercan a denunciar la desaparición de una joven o de un familiar: “¿no se habrá ido con el novio?”. Pero además, en los últimos años el homicidio doloso se ha multiplicado, y miles de cuerpos son abandonados en las

calles, barrancas, caminos, canales de riego o ríos. Esos cuerpos son levantados y nunca se hace nada para identificarlos, en el peor de los casos se les pone en fosas clandestinas creadas por el propio gobierno, como en Tetelcingo y Jojutla. Por otro lado, la propia delincuencia organizada, la que no usa uniforme, también cava sus propias fosas, de las cuales miles han sido descubiertas por los propios familiares.

La tragedia que atraviesa México ha tomado varias décadas, pero la hemos vivido con mayor crudeza en los últimos 12. Pueblos como Argentina y Chile han tomado más de 40 años para recuperar la memoria, la verdad y la justicia. México necesitará mucho más, porque además, todavía se encuentra en el ojo del huracán, no se ve que la estupidez que nos ha traído a este momento en la historia se vaya a detener pronto. Dado que no hay una primera solución que detenga estos crímenes, encontrar la paz con justicia y dignidad es aún más lejana.

Estamos perdiendo esta generación y lo peor es que no será la única. Y cuando miramos la competencia electoral, descubrimos que no hay horizonte, porque nadie está pensando en esta agenda, la del dolor, la de la tragedia, la de las víctimas.

Twitter: @Patrio74

www.facebook.com/JaimeLuisBritoV

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Log In or Create an account