Log In

Columna

POR LA LIBRE 2659

Pin it

Por IGNACIO CORTÉS MORALES / MASEUAL

 

1.- Las alianzas con descuido, fallan

2.- Gatell bien

3.- Manzanero

4.- Moctezuma sigue

 

Cuernavaca, Morelos, México, 4 de enero de 2021.- 1.- Cuando las alianzas se hacen en la cúpula, por necesidad fallan, pero más si las cúpulas, en lugar de sentarse a dialogar con las bases, sólo firman y se van, porque se deja la impresión de que no les importa o que algo se hizo, si no mal, con real descuido.
Cierto que, en ocasiones, los cacicazgos regionales impiden que se hallen liderazgos con sabor a nuevo, vertiginoso y revolucionario, y que la respuesta llega a ser virulenta; no gusta a nadie ser desplazado cuando se cree que el poder que se posee es para siempre.
También existen las que generan rechazo por falta de información; irremediablemente se hacen en las cúpulas y éstas no tienen la humildad de acercarse a las bases, sino que se efectúan en el verticalismo y así las dejan, les da igual a los jerarcas; acuerdan y se van, ni siquiera oyen las discrepancias, a las que suelen ponerle cualquier descalificativo
En otras, antes de las alianzas ya se tiene la respuesta de las bases, y en lugar de acudir a su encuentro para escucharlas, para conocer de primera mano las razones y aceptarlas o desarticularlas, se hacen los que no oyen, los que no saben nada, o no les interesa; “ya lo asimilarán, y si no también”; otra vez las cúpulas firman y se van y dejan descontentos.
En todas estas situaciones, ya sea que las bases tengan razón o no, cuando las cúpulas tienen el espíritu democrático, si no lo atiendan directo, al menos envían un propio, con la intención de conocer de viva voz el sentir de las bases, y luego, cuando se recibe la información, se procesa y se analiza, para regresar con las coincidencias y discutir las divergencias hasta llegar a acuerdos sustanciales para bien del partido, pero, sobre todo, para la localidad, el estado y el país, con el compromiso firme de transformar la realidad para el bien de la colectividad; es el objetivo de la política de corte y con sentido social.
Pensando en que se trata de un organismo político progresista, así se hacen las cosas, se dialoga, se atienden, se discrepa abiertamente dentro de los cánones del respeto, y después de las consultas, se arma un solo modelo que deje satisfechas a las bases, con un programa extenso a seguir para acentuar las medidas que tiendan a hacer más justa la existencia de todos, apegados a derecho, a la legalidad y a la justicia en todo lo hecho.
Si el partido es de la derecha o de los ultras, lo que se haga da igual, puesto que se le conoce hasta la saciedad. Se sabe que los acuerdos en la cúpula se dan, aunque desemboquen en desacuerdos, al fin las bases nunca les han importado, y ahora, que la radicalización les ha alcanzado, mucho menos, que para estos partidos es el poder lo que se atiende; los demás sólo están para votar y después irse a su casa para que las cúpulas hagan lo que crean conveniente, que ya después les enviarán la cuenta para que paguen más impuestos o acepten las reformas estructurales en todas sus modalidades, mientras los jerarcas se reparten las ganancias al vender lo que se les olvidó del país en el pasado.
En el partido progresista no puede haber acuerdos sólo en las cúpulas, y si se hizo, si vino el error, que se dé la cara, que se reúnan con las dirigencias estatales y las bases y se explique estas determinaciones, que se sepa qué sucedió y buscar coincidencias, así sea después de la firma.
No se puede quedar así, en el vacío porque la inquietud crece. Si no se toma en cuenta a las bases, viene el desinterés por la política. No se olvide que todos cuentan, y sería lamentable que el alejamiento se dé. Sostengo que ese silencio es por falta de humildad de los jerarcas que no se acercan, no explican, no entienden que el intercambio de puntos de vista deja enseñanzas y convergencias.
Cuando no hay diálogo las cosas se dificultan.
Mario Delgado tiene la obligación de ir a la palabra en las entidades en las que se firmaron alianzas de Morena con otros partidos, pero no se advierte que dé pasos para encontrarse con los militantes, lo que es delicado.
Siento que lo está viendo con displicencia y cree que la operación cicatriz se dará con el tiempo, cuando que, en una plática de intercambio se explican razones y se liman asperezas al momento. Basta con la humildad.
2.- Que a Gatell se le vio en Oaxaca con una señorita. Pues felicidades, también necesita distraerse, después del arduo trabajo que ha realizado, pero los conservadores salen nuevamente con la cantaleta de descuida sus funciones, que no lleva cubrebocas. Está en una palapa, que si hubiera sido en un hotel le estarían inventando grandes gastos. El señor tiene todo el derecho a ser feliz y disfrutar de la vida, jóvenes del décimonono.
3.- Sendos homenajes de Armando Manzanero, en el canal 22 y en Nicaragua, en el canal seis. Su música lo vale, y son merecidos estos reconocimientos con todo personal.
4.- Moctezuma Barragán continúa al frente de la SEP, hasta que el presidente, Andrés Manuel, lo llame para hacerse cargo de la embajada en Estados Unidos. Qué bueno que así sea porque habló de un premio para los docentes por el caso de la pandemia y ya se está en enero.

MASEUAL es un sitio de información periodística en internet, con más de 15 años de experiencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Log In or Create an account